Tags

,

¿Te cuesta mucho esfuerzo ser disciplinado y cumplir tus objetivos a base de perseverancia, ahínco y control? En este artículo te aportamos algunas claves para pulir tu autodisciplina. Como decían en Karate Kid, “primero aprender a caminar, luego aprender a volar”.
Aunque te cueste mucho encaminarte hacia el gimnasio en lugar de pedir una pizza o sacar los apuntes para estudiar en vez de darte un atracón de tu serie favorita, numerosos estudios remarcan que las personas con autodisciplina y un mayor grado de autocontrol son más felices. Además, son capaces de tomar decisiones equilibradas y positivas con mayor facilidad, lo que redunda en una mayor satisfacción con sus vidas.
Advertisements