Tags

,

En el mundo empresarial cada detalle cuenta, e incluso elegir el mejor nombre de dominio para tu negocio es esencial; con estos consejos darás en el clavo.

Elegir el nombre de dominio adecuado es clave; no se trata de una mera dirección web, sino como una seña de identidad para tu negocio. 

Por ello, es recomendable meditar bien los diversos factores antes de lanzarse a escoger el primer nombre de dominio que se te venga a la cabeza.

Con estos sencillos trucos y consejos darás con la opción más adecuada:

  • Recuerda convertirlo en una marca: Es la presentación de tu empresa en la web, así que debes coger un nombre de dominio memorable y reconocible.Para ello, debe destacar meramente por su sencillez y novedad. Evita a toda costa insertar números u otros caracteres que lo compliquen.
  • No es un trabalenguas: Debe ser fácilmente pronunciable, para que el cliente lo recuerde y no le cueste trabajo buscarlo. Además, un nombre de dominio complicado será imposible de deletrear por teléfono; basta que el usuario lo apunte mal para perder abundante tráfico en tu web.
  • La medida perfecta: No debe destacar por su extensión, pero tampoco por ser demasiado reducido. Los nombres de dominio cortos son mejores, pero acortarlo incluyendo abreviaciones es contraproducente; intenta usar palabras completas. Usar acrónimos sólo es aconsejable en el caso de que tu producto o marca generalmente sea identificado como tal.
  • Apuesta por ‘.com’: Mientras que marcar la diferencia usando ‘.me’ o ‘.pro’ puede ser atrayente, mejor evitarlo.  ‘.Com’ es el más usado – 3/4 de las empresas lo emplean – y por lo tanto es el más fácil de recordar. Si sólo planeas hacer negocios dentro de España ‘.es’ está bien.
  • Sé distinto: Intenta asegurarte de que tu nombre de dominio no sea fácilmente confundible con otro. Para empezar, te ahorrarás disputas legales que pueden acabar forzándote a cambiar tu dominio. Además, será confuso para los usuarios y los motores de búsqueda.
  • Intenta que sea intuitivo: Un buen nombre de dominio debería revelar más o menos de que trata tu negocio. Facilitará trabajo a los usuarios que podrán encontrar más rápidamente lo que buscan o entender lo que les ofreces, y además les resultará sencillo memorizarlo.
  • El empleo de las keywords: Usa las keywords con cabeza; si bien incluir alguna esta bien, tampoco tienes que intentar encontrar la combinación exacta. Usar únicamente keywords es una táctica que Google tiene detectada, y puede sospechar de que seas spam. Además, los usuarios probablemente se fíen de un dominio con más estilo, que uno que se asimila a spam o baja calidad. Para obtener mejor SEO combina las keywords con otras palabras o frases.

Escrito por Christiane Drummond

Advertisements