Etiquetas

,

Para que un proyecto reúna todas las piezas adecuadas, es importante tener en cuenta la investigación realizada por el doctor Meredith Belbin sobre los nueve roles que no pueden faltar en tu equipo.

Si eres un gerente de proyectos -ya sean estos presenciales o como sucede también en la actualidad, de carácter remoto– sabrás que la riqueza en torno a los perfiles de empleados y sus competencias es fundamental para crear un equipo equilibrado y ganador. Conociendo las habilidades y características de las personas con las que trabajas, es posible aprovechar la mezcla y las interdependencias de sus rasgos psicológicos para que exista una variedad de roles de equipo y maximizar el potencial de cada proyecto.

Según los resultados de los estudios llevados a cabo por Meredith Belbin, un teórico británico de gestión que investigó y analizó las culturas laborales y la dinámica de trabajo en equipo, los proyectos más exitosos tienen nueve roles de equipo, que a su vez se subdividen en tres grupos: roles orientados a la acción, roles orientados al pensamiento y roles orientados a las personas. El factor más importantes es que las habilidades y los rasgos de estos nueve roles son complementarios, permitiendo no solamente conjugar una fuerza de trabajo eficiente, sino también equilibrar las debilidades de unos con la fortaleza de otros. 

9 roles de equipo según Meredith Belbin

Los roles son los siguientes:

  • Cerebro: Personas altamente creativas y buenas resolviendo problemas de manera poco convencional.
  • Monitor Evaluador: Es el rol encargado de proporcionar una visión lógicarealizar juicios imparciales y sopesar las distintas opciones del equipo de una manera neutral.
  • Investigador de Recursos proporciona conocimiento sobre aspectos externos al equipo y se asegura de transmitir las ideas del equipo al exterior del mismo.
  • Coordinador: Estos trabajadores saben cómo delegar las tareas, distribuir responsabilidades y gestionar de forma óptima el flujo de trabajo.
  • Implementador: Personas que planifican estrategias prácticas y factibles y las llevan a cabo de la forma más eficiente posible.
  • Finalizador: Son aquellos más eficazmente para completar cualquier tarea, ya que pueden pulir y escudriñar el trabajo en busca de errores, sometiéndolo a los más altos estándares de control de calidad.
  • CohesinadorAyudan al equipo a sentirse más unido, utilizando su versatilidad para identificar el trabajo requerido y realizarlo en nombre del equipo.
  • Impulsor o retador: Dan la energía necesaria para asegurar que el equipo se mantenga en movimiento y no pierda el foco ni los índices altos de motivación. 
  • Especialista: Estos empleados contribuyen aportando al equipo conocimiento profundo en una o varias áreas clave determinadas.

En la siguiente infografía podrás apreciar los nueve roles y cómo usarlos para maximizar el potencial de tu proyecto, compensando las diferentes habilidades y carencias de cada uno. Por ejemplo, los cerebros pueden ser poco ortodoxos u olvidadizos, los Monitores Evaluadores demasiado críticos y pausados, los finalizadores perfeccionistas extremos o los coordinadores caer en el rol de delegar en exceso. Y tú, ¿ya sabes qué rol desempeñas en tu empresa?

Escrito por Andrea Núñez-Torrón Stock

Anuncios